El puerto de Barcelona en la Edad Moderna

Hoy publicamos una entrada un tanto distinta a las demás, un especial sobre el puerto de Barcelona. Si hablamos de piratas del Mediterráneo no viene de más contextualizar alguno de los puertos en los que la gente de los siglos XVI, XVII y XVIII comerciaba, pescaba, guerreaba, y, en definitiva: vivía. La entrada, además de mostrar los cambios sufridos por el puerto a lo largo de tres siglos, pretende acercaros al análisis de representaciones históricas, a menudo la única herramienta de que disponemos los historiadores para estudiar algunos temas.

Barcelona en 1572. ¿Hay algo interesante además de los dos amantes del primer plano? Claro que sí, vamos a verlo.

Antes de comenzar la descripción, recordaros que pinchando sobre cada imagen, esta se mostrará en formato completo. Os recomendamos que las ampliéis mientras leéis (Botón derecho del ratón > Abrir en pestaña nueva), porque de otra manera se hace algo difícil seguir algunas partes.

El puerto de Barcelona en 1572

Empezamos con la ilustración de aquí encima, que nos muestra la ciudad de Barcelona en 1572. En primer lugar, dejando de lado a unos amantes que esconderse, lo que se dice esconderse, no lo han hecho muy bien pues están a la vista de toda la ciudad; destacan las dársenas, anexas a la muralla en la parte inferior derecha de la ciudad y distinguibles por las naves paralelas que las forman. Se trata de edificaciones destinadas a la construcción de galeras, tal como se puede apreciar en las que se encuentran justo en el exterior de las mismas, que, por el tamaño de su casco, podrían perfectamente haber sido fabricadas en ellas. De hecho, pueden estar representadas para ejemplificar tal construcción.

Las infraestructuras portuarias, además de la muralla que defiende la ciudad -y que consta de varias torres orientadas al mar-, parecen ser inexistentes en esta época, dado que las embarcaciones fondeadas lo hacen sobre una playa -La Barceloneta- que ofrece poca protección a las inclemencias del mar. Tampoco se observan almacenes ni otras edificaciones logísticas en la misma más allá de un esbozo de lo que parecen ser cobertizos en la playa. En la mar, junto a 17 galeras -una de ellas con un gallardete y un fanal a popa que la identifica como capitana-, aparecen dos carracas y otras embarcaciones menores, probablemente de corte pesquero.

A pesar de que la imagen no tiene intención cartográfica, resulta verdaderamente interesante para apreciar la morfología de la ciudad en un siglo en el que no abundan las representaciones sobre la misma. La perspectiva desde Montjuïc muestra que el perímetro de la ciudad está perfectamente enmarcado por una muralla hoy prácticamente desaparecida, e incluye en su interior el barrio más antiguo -Ciutat Vella-, donde se reconocen algunos edificios como Santa Eulalia y Santa María del Mar. Dentro del perímetro está también el arrabal -El Raval-, interesante desde nuestro punto de vista porque es donde se sitúan las atarazanas.

En cuanto a las formas de vida representadas, más allá de la pintoresca escena del primer plano y del labrador en segundo, sólo puede apreciarse la actividad de pequeñas embarcaciones de remo en el puerto y la llegada de una flota de galeras en formación. Esto, lejos de resultar anecdótico, indica la preeminencia de Barcelona como puerto militar más que comercial, pues el número de embarcaciones militares en el puerto supera ampliamente a las que pueden ser consideradas comerciales o pesqueras. Las mentes despiertas y los ojos afinados podrán ampliar la información que otorga la imagen mediante la leyenda de la esquina inferior izquierda… aquí el que escribe, ni con gafas es capaz.

El puerto de Barcelona en 1645 

Barcelona en 1645. Leyenda: A: Faro. B: Muelle. C: La cruz del mar. D: Los barracones de mar. E: El Bastión del Rey. F: Arsenal. G: La Torre de las Pulgas. H: La iglesia catedral llamada la Seu (Catedral de Santa Eulalia). I: Santa María del Mar. K: San Agustín. L: Santa Clara. M: La pescadería (la antigua lonja). N: El General (la autoridad militar). O: Sala de armas. P: Bastión de Mediodía. Q: Bastión del Viento. R: Bastión de Levante. S: Molinos. T: Puerta del Mar. V: Valdoselle. X: Santa Madrona. Y: Pedre Albas. Z: San Feriol. 1: San Beltrán. 2: San Francisco. 3: El “boulener” de San Francisco. 4: La Merced. 5: San Jerónimo del Hebrón. 6: El reducto del muelle. 7: La escuela militar. 8: Los dos Ángeles.

Esta representación posee un afán descriptivo mucho mayor que la anterior, lo que queda patente en el etiquetado de elementos y su identificación mediante la leyenda que hemos transcrito en el pie de foto. Lo primero que llama la atención es que se ha construido un muelle -que en 1572 no existía- desde la playa, con objeto de proteger el interior del puerto. Esto queda reflejado de manera muy clara en la ondulación y color del agua de la parte exterior y las condiciones del agua en el interior del puerto, aunque este continuara sin ser del todo seguro. Además de esta nueva instalación, se observa con detalle la muralla del mar, bien defendida mediante la instalación de baluartes, con las atarazanas en la parte izquierda de la misma y los molinos del complejo preindustrial tras la parte derecha de la muralla.

Por otra parte, continúan identificándose un gran número de edificaciones también representadas en la imagen anterior, además de la nueva presencia de Montjuïc, de unos barracones de puerto mejor construidos -con la inexplicable colocación de un pozo en las cercanías- y de un canal que enmarca la franja derecha de la ciudad y desemboca en el mar.

Pero lo que más llama la atención con respecto a la anterior ilustración es la desaparición de la muralla perimetral, que parece conservarse en la margen derecha -se pueden entrever las dos torres que franquean una puerta- pero de la que no hay rastro en el extremo izquierdo de la ciudad.

Por último, las embarcaciones del puerto vuelven a mostrarse con porte militar, pero su forma es confusa debido a que poseen arboladura de nave manca -es decir, que se mueven a vela- y remos de galera, por lo que es de suponer que el artista no conocía el mundo naval de primera mano.

El puerto de Barcelona en 1715

Barcelona en 1715. Leyenda: A: Mirador de Montjuïc. B: Bastión doble de la “Tersanne”. C: Santa María Madre. D: Arsenal. E: Puerta de la Rambla. F: San Francisco de los Cordeleros. G: Palacio de Cardona del Virrey. H: La Merced. I: Nuestra Señora del Pico. K: Carmelitas. L: Catedral de Santa Eulalia. M: “Corps Ste. Eularie Patronne”. N: La Inquisición. O: La galería cerca del “Barreau”. P: El “Barreau” de la Sala de los Caballeros. Q: Santa María del Mar. R: Santa Catalina. S: Aduana. T: La plaza de armas. V: Puerta del muelle. X: Nuestra señora de Montserrat. Y: Faro del puerto. Z: Torre de Molinos.

Sin duda nos encontramos ante la ilustración más fiel a la realidad de las tres examinadas, como se observa por las correctas proporciones de edificios y distancias y la atención al detalle. También hay un cierto interés en representar la vida cotidiana perceptible en las tareas llevadas a cabo en puerto. Morfológicamente no hay grandes cambios respecto a la Barcelona de 1645, si bien es precisamente en 1715 -año de este grabado- cuando comienza a construirse la fortaleza de La Ciutadella, por lo que las siguientes representaciones mostrarán este importante cambio. Esta se levantaría sobre la parte de la ciudad que queda inmediatamente por encima del canal del extremo derecho. Volveremos sobre esto un poco más adelante.

En el puerto, una vez más, aparecen navíos militares -seis galeras y dos navíos- junto a una embarcación posiblemente pesquera o de comercio costero, por sus reducidas dimensiones. Otra de similares características está siendo calafateada -reparada, para entendernos- en la orilla, junto a la que se agrupan atareadas personas. También se observa un pequeño grupo trabajando en otra embarcación y varias personas transportando madera, redes y cordelería, que quedan extendidos desde los barracones hasta el muelle y la orilla. Se identifican así las tareas propias de un puerto pesquero a la par que interesante desde el punto de vista militar, mientras que sigue sin representarse una gran actividad comercial.

Como último apunte, el interés casi científico del grabado queda confirmado por las coordenadas que sitúan la ciudad, transcritas en la esquina inferior derecha.

El puerto de Barcelona tras la llegada de los Borbones

Plano de 1715 en el que se proyecta La Ciutadella.
Plano de 1715 en el que se proyecta La Ciutadella.

La llegada de Felipe V al trono afectó de forma directa a la ciudad de Barcelona. No vamos a enfangarnos con los cambios jurídicos -y sus diversas reivindicaciones políticas-  que se sucedieron, pero para lograr imponerlos y dominar la ciudad, hubo de levantarse la fortaleza de La Ciutadella. El parte superior de este párrafo encontráis un plano en el que se proyecta su construcción, en el que se ve de manera muy clara qué parte de la ciudad hubo de ser demolida para levantarla. Como ejemplo de estos cambios, la muralla que hemos observado en las anteriores imágenes fue en gran medida eliminada y sustituida por la nueva traza.

Barcelona en 1732-1746.
Barcelona en 1732-1746.

Tras la construcción de La Ciutadella, la ciudad quedó encuadrada tal y como se ve en este plano de entre 1732 y 1746. Se observa claramente la doble finalidad de la fortaleza, tanto de control de la propia ciudad como de defensa del puerto. Fijaos también en que podemos deducir perfectamente en qué punto se eliminó la anterior muralla del mar, puesto que es en el que esta se cruzaba con el canal que anteriormente veíamos.

Podríamos seguir escribiendo líneas y más líneas sobre las transformaciones del puerto posteriormente, pero como se conviene que la Edad Moderna acabó en 1789, os dejamos un par de ilustraciones más para que echéis un vistacillo.

Barcelona en 1800.
Barcelona en 1806.
Barcelona en 1806.

Queríamos hacer una comparativa con el puerto en la actualidad, pero como seguro que ya estáis cansados de leer y de buscar hormiguitas en las fotos; hemos decidido hacer un pequeño montaje en un vídeo de algo más de un minuto en el que se ve cómo es actualmente el puerto. Mucho más relajado.

El puerto de Barcelona en la actualidad

Nota: la música épica no implica que aparezca ninguna batalla.


Fuentes

Barcelona en 1572: Biblioteca Digital Hispánica, R/22249(1) PL. 6.

Barcelona en 1645: Cartoteca Digital del Institut Cartogràfic i geològic de Catalunya, RM.291076.

Barcelona en 1715: Centre Excursionista de Catalunya (CEC), RC2538.

Plano de 1715: Catálogo Colectivo de la Red de Bibliotecas de los Archivos Estatales, BAB20100034569.

Barcelona en 1732-1746: Biblioteca Digital Hispánica, MA00066497.

Barcelona en 1800: Cartoteca Digital del Institut Cartogràfic i geològic de Catalunya, RM.19405.

Barcelona en 1806: Catálogo de la Biblioteca Nacional de España, (OCoLC)434701604.

Vídeo “Puerto de Barcelona”:

  • Port de Barcelona. “Vídeo corporativo del Puerto de Barcelona 2014”. Youtube: <https://www.youtube.com/watch?v=bGoPHK5-qY8> [Consulta: 23 de febrero de 2015].
  • Estop Estudios Topografía – Fotos Aéreas. “VIDEO DRON – DRONE SIL BARCELONA – año 2013. Youtube: <https://www.youtube.com/watch?v=l6fU4lhXwcU> [Consulta: 23 de febrero de 2015]
  • Música: Two Steps From Hell. “Rising Force (No Choir)”, Legend (2008).

Repositorios utilizados

Biblioteca Digital Hispánica.

Cartoteca Digital del Institut Cartogràfic i geològic de Catalunya.

Catálogo de la Biblioteca Nacional de España.

Catálogo Colectivo de la Red de Bibliotecas de los Archivos Estatales.

Centre Excursionista de Catalunya.

Europeana.

Anuncios

6 comentarios sobre “El puerto de Barcelona en la Edad Moderna

  1. Este artículo resulta muy,muy interesante sobre todo a aquellos que como a mí nos gustan las novelas históricas.Permiteme recomendar la lectura del libro de Jorge Molist ,Tiempo de cenizas.Precisamente en éste libro se describe muy bién la vida cotidiana en el puerto y de Barceloona así como los asaltos piratas a la ciudad en 1492 y con la descripción que has realizado he comprendido fenomenal por que estaban tan desprotegidos los habitantes de la ciudad y las posteriores reformas del puerto

    Le gusta a 1 persona

  2. Me ha gustado muchísimo esta entrada del blog ,es muy interesante y amena.Me ha encantado.He puesto un comentario por que no me he podido resistir,espero que no te haya molestado que recomiende un libro de novela hístórica pero que no es historiador sino un ingeniero industrial que dejó su trabajo en un empresa ganando un passtón para escribir.

    Enviado desde Correo de Windows

    De: MediPiratas
    Enviado el: ‎jueves‎, ‎26‎ de ‎febrero‎ de ‎2015 ‎2‎:‎35
    Para: zarziral@yahoo.es

    MediPiratas publicó:”Hoy publicamos una entrada un tanto distinta a las demás, un especial sobre el puerto de Barcelona. Si hablamos de piratas del Mediterráneo no viene de más contextualizar alguno de los puertos en los que la gente de los siglos XVI, XVII y XVIII comerciaba”

    Responder a esta entrada realizando el comentario sobre esta línea

    Entrada nueva en MediPiratas

    El puerto de Barcelona en la Edad Moderna
    by MediPiratas

    Hoy publicamos una entrada un tanto distinta a las demás, un especial sobre el puerto de Barcelona. Si hablamos de piratas del Mediterráneo no viene de más contextualizar alguno de los puertos en los que la gente de los siglos XVI, XVII y XVIII comerciaba, pescaba, guerreaba, y, en definitiva: vivía. La entrada, además de mostrar los cambios sufridos por el puerto a lo largo de tres siglos, pretende acercaros al análisis de representaciones históricas, a menudo la única herramienta de que disponemos los historiadores para estudiar algunos temas.

    Barcelona en 1572. ¿Hay algo interesante además de los dos amantes del primer plano? Claro que sí, vamos a verlo.

    Leer más de esta entrada

    MediPiratas | 26 febrero, 2015 en 1:35 am | Etiquetas: Barcelona, Ciudad, Edad Moderna, Iconografía, Material cartográfico, Puerto, Representaciones, Siglo XIX, Siglo XVI, Siglo XVII, Siglo XVIII | Categorías: Ciudades y puertos, Historia Moderna | URL: http://wp.me/p5bBKU-8S

    Le gusta a 1 persona

  3. Hola, espero no estar en el bloc equivocado, tengo 57 años y mi apellido paterno es Pijuan, hace poco tuvimos que sacar una partida de nacimiento de una tia, y casi desmayamos cuando nuestros padres siempre nos dijeron que el apellido era Catalán y habían nacido en (en castellano y lleira en Catalán en el 1880) pues dice nacido en livia queria saber si hubo traslados, que pudo haber pasado, como ya no quedan hijos vivos pero creemos que a los 20 años ya estaba en Argentina, y quizá volvió a lerida, que pasaba en esos años, y por que libia

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s